Archivo de la etiqueta: Fish

Thermo stuff

Con la llegada de my dear la señorita chuepes al codiciado status de bloguera semi conocida (meneame roolz) y en un intento frustado de karmawhorismo por mi parte (y que la anterior entrada no es que fuera especialmente alegre), me he decidido a actualizar. Me debo a mis fans (a las dos por igual manera)

Si lo hacen las remoras que son unos peces la mar (guiño, guiño) de simpaticos, porque voy a ser yo menos.

Excusenme ustedes por mi falta de acentuacion pero estoy en un teclado ingles y gracias a Bohr me las he arreglado para poner un eñe en el portapapeles y asi acceder a ella cuando quiera utilizarla con un comodo Ctrl+V.

Holanda va bien, para que mentirnos, aun estoy inmerso en el proceso de ampliacion de circulo social pero el hecho de estar saliendo con un holandes hace las cosas faciles.

Llueve, eso si, llueve como si el cielo se aburriera y no tuviera otra cosa que hacer, aunque bueno, en Valladolid llovia igual asi que no es plan de quejarse.

Aunque este pais vienen siendo gracioso, el idioma no es del todo horrible (comparandolo con el hungaro, esta claro), hasta se entienden cosas. Llaman al microondas magnetron y a la aspiradora chupapolvo, no utilizan tiempos compuestos y el queso esta riquisimo.

On the contraire, tienen su vida planeada para esta semana, la siguiente y en general el siguiente mes. El lunes hablan de que se va a hacer el finde. todos son altos, rubios y en general, bastante cachondosy sobre todo…

Oh, espera.

Mi querido outlook me recuerda que tengo un appointment en 5 minutines.

Dikke knuffel

Querido amigo:

Como tantas cartas empiezo esta carta diciendo una frase tan típica como “te escribo esto sabiendo que nunca lo vas a leer”.

La escribo a modo de despedida.

Esta carta intenta ser un compendio de las cosas que, a riesgo de decirlas, nos pondríamos sensiblones y llorariamos como magdalenas pero de algun modo necesitan ser dichas.

Como toda buena relación, nos conocimos por casualidad, un bar atestado de gente, yo intentado huir de tí y tú inivitándome a tomar algo.

Con el tiempo fueron aumentando las risas, la confianza, las conversaciones a las tantas de la mañana con cigarros entre los dedos…

Has sido un grandísimo apoyo, a través de estos 5 años (y que serán más), has sido mi confidente. Imagino que habría bastantes cosas que no hubieran pasado de no haber estado tú, ahí. De no tener que sacarnos las confesiones a patadas cuando a los dos, en realidad, nos estaba pasando exactamente lo mismo.

Has sido un amigo un hermano para mí y aunque esto no sea más que un hasta luego, las cosas no volverán a ser como antes y es por eso que te agradezco todo lo que has hecho por mi aunque en realidad solo fuesen gestos o lágrimas de risa.

Gracias por lo abrazos, gracias por el entendimiento y por haberme ayudado a ser la persona que soy
y ahora, que eres tú quien lo pasa mal, sabes de sobra que aqui me tendrás.

Gracias por todo

Hasta luego

Audio: Como no podia ser de otra manera- KT Tunstall